El Ministerio de Salud y Protección Social expidió el 6 de diciembre de 2016 el decreto 1990, norma por medio de la cual se fijan los plazos y condiciones para la autoliquidación y pago de los aportes al Sistema de Seguridad Social Integral y parafiscales de los trabajadores independientes.

Una de las motivaciones principales que dio origen a la modificación en cuanto a la forma como se debe realizar los aportes al sistema, radica en el alto porcentaje de transacciones por medio electrónico que se vienen presentando desde la creación de la Planilla Integrada de Liquidación de Aportes – PILA. Lo anterior pues, se hacía necesario modificar las reglas de aproximación de los valores del ingreso base de cotización y el monto de los aportes liquidados por medio de PILA.

Así mismo, se considera indispensable la unificación de las fechas de pago de las diferentes clases de aportantes, y el desmonte del pago de planilla por ventanilla, es decir, bajo la utilización de los medios bancarios o asistidos, los cuales a marzo a 2018 dejarán de estar habilitados definitivamente.

Es importante aclarar que, previo a la expedición de este decreto el gobierno nacional ya había expedido otras normas que reglamentaban el sistema de recaudo de aportes, siendo ellas las resoluciones 2388 y 5858, ambas del año 2016. Estos actos normativos expedidos por el Ministerio de Salud, con un alto contenido técnico, sustentan la estructura del sistema general del recaudo a través de la Planilla Integrada de Liquidación de Aportes. Uno de estos mencionados cambios, es la modificación en cuanto a las distintas clases de aportantes al sistema; dependiente, madre sustituta, concejal, independiente, son solo algunas de las acepciones que utiliza la norma para definir el tipo de cotizante y la forma de realizar el aporte al sistema.

Dependiendo del tipo de cotizante será el monto del aporte a liquidar, y así mismo dependerá hasta que fecha se podrá efectuar al pago presencial; es decir, que el desmonte del pago por medios bancarios por ventanilla, así como el trámite telefónico de los pequeños aportantes, se efectuará teniendo en cuenta los plazos definidos por el Ministerio de Salud y Protección Social para cada tipo de cotizante.

Otro cambio importante que comienza a regir en el mes de marzo de 2017, es la variación en los códigos utilizados en el sistema para catalogar a los tipos de cotizantes, es decir, que las empresas y demás cotizantes al sistema, deberán conocer a que categoría pertenece y solicitar a los operadores de la Planilla Integrada de Liquidación de Aportes su actualización, esto con el fin de que se autoliquide correctamente el aporte.

Algunos detalles del sistema deberán ser estudiados con detenimiento por parte de los cotizantes, pues varía al momento de reportar novedades al sistema, tal es el caso de licencias, vacaciones o incapacidades, las cuales deberán estar desagregadas y con fechas específicas de inicio y terminación. Otro punto que se debe tener en cuenta, es relativo a los trabajadores independientes que voluntariamente se afilien y aporten al Sistema General de Riesgos Laborales, quienes deberán hacerlo por períodos mensuales completos y pagarán mes vencido.

La forma de aproximación de los valores contenidos en las declaraciones de autoliquidación de aportes al Sistema de Seguridad Social Integral y Aportes Parafiscales, también se modifica, y por consiguiente el monto del Ingreso Base de Cotización (IBC) correspondiente a cada cotizante, deberá aproximarse al peso superior más cercano, y el monto del valor de los aportes liquidados por cada cotizante y el valor de los intereses, deberá aproximarse al múltiplo de 100 superior más cercano. Es decir, que si el IBC está calculado en $1.000,01 pesos la cotización a reportar debe ser $1.100 pesos; y para el caso de un valor de aporte a liquidar de $1.350 pesos, se debe redondear a $1.400 pesos.

El decreto 1990 de 2016, prevé la obligación de efectuar campañas de promoción y capacitación en el uso planilla electrónica. Este trabajo deberá llevarse a cabo conjuntamente entre Administradoras del Sistema de Seguridad Social Integral y los Ministerios de Salud y Protección Social y del Trabajo.

Finalmente le hacemos notar a quienes deban efectuar las cotizaciones al sistema, que a la fecha, no se ha reglamentado la retención para pago de aportes al Sistema de Seguridad Social Integral y Parafiscales, por lo tanto se deberá continuar efectuando el pago de los aportes en la forma como se venía haciendo previo a la entrada en vigencia del decreto 1990 de 2016.